Blog > Pedestrian Accident @es > Está el estado en falta si me caigo en una acera deteriorada?

Está el estado en falta si me caigo en una acera deteriorada?

La ciudad de Nueva York puede ser un lugar extremadamente ocupado y caótico para vivir. Las personas intentan constantemente abrirse camino por las calles congestionadas, tratando de esquivar a otras personas en lugar de prestar atención a la condición de la acera sobre la que caminan. Como resultado, estas concurridas aceras de Nueva York ven numerosos accidentes de resbalones y caídas a diario.

La ley de Nueva York es muy clara en cuanto a que los propietarios de propiedades residenciales y comerciales están obligados a mantener las aceras frente a sus hogares y negocios «en condiciones razonablemente seguras», lo que significa que tienen una cierta responsabilidad de mantener sus aceras y prevenir las condiciones peligrosas que pueden conducir a que usted o un ser querido se caiga y se lesione. Esto puede implicar palear la nieve, reparar áreas de pavimento desiguales o rotas, reparar ladrillos sueltos y vigilar las rejillas que están levantadas, obstaculizando o que puedan provocar tropezones.

Miles de personas acuden al hospital o al médico por accidentes de resbalones y caídas en las aceras de Nueva York cada año. Algunas de las lesiones más comunes que pueden ocurrir si se resbala y se cae en una acera en Nueva York son:

Huesos rotos: muchos huesos rotos pueden tardar semanas en sanar y si se presentan complicaciones, puede requerir cirugía, terapia física o en casos más extremos, amputación.

Daño a la columna vertebral: el traumatismo en la médula espinal puede incluir fracturas, daño a los nervios y una vértebra dislocada que podría causar parálisis parcial o total, dolor crónico, hormigueo, pérdida de sensibilidad y cambios en sus habilidades motoras finas.

Lesión cerebral traumática: un golpe fuerte en la cabeza puede causar daños en los tejidos blandos de su cerebro. Mientras que algunas lesiones cerebrales traumáticas menores son bastante fáciles de recuperar, otras pueden llevar a complicaciones de larga duración, como cambios en el habla, la función motora, la memoria e incluso pueden provocar un coma.

Para probar que otra es el responsable del accidente de resbalón y caída y que debe pagar por los daños que usted pueda haber sufrido, debe haber alguna evidencia de negligencia. Esto significa que el dueño de la propiedad sabía que la acera no era segura, ya sea que ellos mismos fueran los causantes de los problemas iniciales y luego no rectificaron la situación ni advirtieron al público.

Las aceras que no son contigua a ninguna propiedad privada normalmente caen bajo la responsabilidad de las autoridades federales, estatales o locales que controlan la acera. Estas agencias gubernamentales tienen el mismo deber y responsabilidad que los propietarios privados para mantener condiciones seguras. Las aceras de propiedad o controladas por el gobierno deben mantenerse seguras y libres de defectos o condiciones peligrosas que puedan causar lesiones.

Como se puede imaginar, también hay muchos accidentes por resbalones y caídas que ocurren en las aceras públicas que caen en manos de la ciudad. Estos casos pueden ser un poco más complicados porque las ciudades, como la ciudad de Nueva York, tienen un estándar de responsabilidad diferente cuando se trata de mantener sus aceras.

Si se lesionó como resultado de un resbalón en la acera y un accidente de caída, entonces podría recibir una compensación monetaria por los daños que sufrió. Su primer paso después de recibir tratamiento médico es hablar con un abogado de lesiones personales que le pueda decir qué recursos legales pueden estar disponibles para usted en su situación y quién puede ser considerado responsable.

Cada caso de lesiones personales es diferente, pero todos requieren un enfoque e investigación personalizados para demostrar negligencia. Los abogados de lesiones personales en Greenberg & Stein tienen más de 75 años de experiencia combinada y lucharán para asegurarse de que usted reciba la compensación que necesita si ha sido lesionado por culpa de otra persona, empresa o entidad gubernamental. Ofrecemos consultas legales gratuitas las 24 horas, los 7 días de la semana y podemos guiarlo a través de las opciones legales disponibles después de su lesión en la ciudad de Nueva York. Contáctenos hoy al 888-411-3966.